Luis Miguel Gallegos Basteri festeja su 50 aniversario

0
217

Contada por: Otilio Rodríguez

Los datos que a continuación se suministran forman parte de una rigurosa investigación secuencial y cronológica realizada desde 1981, año del lanzamiento musical de Luis Miguel. La mayoría de los acontecimientos coinciden con los argumentos que fueron utilizados para la producción de la serie de televisión que narrará la vida del astro méxicano.

Recientemente la revista Billboard en su versión hispana, designó a Luis Miguel como el cantante más exitoso de los últimos 25 años. De los 57 sencillos posicionados en el Top Ten de Billboard,41 de ellos fueron número uno, razones que afianza aún más la historiografía hecha leyenda del “Sol de México”, Tras esa cortina de éxitos profesionales, hay un ser humano rodeado de frustraciones, misterios y soledad.

A lo largo de sus 39 años de fructífera carrera musical, ha vendido más de 150 millones de discos, ha ganado siete premios Grammy y hasta fue merecedor de una estrella en el prestigioso “Paseo de la Fama de Hollywood”, distinción recibida con a penas 26 años de edad, reconocimiento que lo convierte en el cantante más jóven en ingresar a ese selecto boulevard de la industria del espectáculo y  entretenimiento estadounidense.Dicho registro aún sigue vigente y reinante.

Pero detrás de esa cortina colmada de éxitos y triunfos, se esconde una dura historia personal y familar, protagonizada por el enigma,  la pólemica y la soledad. Su controversial y frustrante relación laboral con su padre, Luisito Rey, pasando por la misteriosa desaparición de su madre, Marcela Basteri y finalizando con los conflictos legales contraídos con su sello discofráfico WEA y demanda incluida con su más acérrimo competidor,Alejandro Fernández, lo hacen acreedor de una historia digna de narrar y resaltar, por considerarse a Luis Miguel como un ejemplo a seguir para millones de personas en el mundo.

Lo más resaltante en los últimos siete años de vida de “El Sol de México”, ha sido el nacimiento de sus dos hijos varones Miguel y Daniel, producto de la relación sentimenal con la actriz Aracely Arámbula.

Antecedentes de una leyenda musical

Es el primogénito del matrimonio Gallegos Basteri y hermano mayor de Alejandro y Sergio. Su padre fue el cantante español Luisito Rey, quien durante un concierto ofrecido en Buenos Aires-Argentina, conoce a la actriz y modelo italiana Marcela Basteri, madre de Luis Miguel. 

A partir de ese mismo instante, la relación entre ambos se afianzó a tal punto que del cortejo y cruce de palabras, llegaría la boda a principios de 1968. Un año más tarde, específicamente durante la prmera semana de agosto, recibirían de su ginécolo particular, la tan esperada buena noticia, la cual alegró los integrantes de ambas familias….Marcela había concebido su primer hijo en Mar de Plata, Argentina. 

En retribución a su esposa, Luisito Rey, planifica unas merecidas vacaciones por varios países de latinoamérica: Argentina, Chile, Venezuela, Puerto Rico y México. Convencida de dar a luz en tierras aztecas, Marcela es sorprendida con la noticia que se mudaran a Puerto Rico. Residenciados en San Juan, la pareja esperaba con ansias el momento del“rompimiento de bolsas”. Finalmente el sábado 19 de abril a las 23:30 horas, nace en el hospital de Santurce, un varon de 3,8Kg y 56 centímetros, el cual fue bautizado como Luis Miguel, en honor al afamado torero del mismo nombre. “Te llamarás como el número uno de España, ya que tú serás también un número uno”, dijo Luisito Rey, mientras cargaba a su hijo en sus brazos. Meses más tarde, se mudarían a Veracruz, México.

Ya para esa época, la carrera de Luisito Rey, se encontraba en declive. El éxito que lo catapultó a la fama a comienzos de los años 60’, había venido en descenso no tanto por la falta de talento, sino por su arrogancia y no tan humilde actitud ante los medios de comunicación. Críticos de la musica afirman que Luisito Rey, fue el mejor cantante de su época. Sus composiciones musicales y potente voz, acoplaban perfectamente con la melodía que producía su guitrra. 

En cambio, Marcela Besteri, había sorteado a temprana edad, el abandono de su madre en un orfanato en las afuera de Mansa Carrara, Italia. Después de una infancia no tan afortunada, estudiaria actuación y modelaje. Su más anhelante sueño era ser una madre ejemplar y amorosa.

El año 1972, fue importante para la familia Gallegos Basteri. Nace Alejandro, el segundo de sus tres hijos. No obstante, Luisito Rey intentaba recuperar su popularidad ofreciendo recitales en diferentes ciudades de hispanoamérica. La fortuna le había dado la espalda.

Un descubrimiento insospechado

Siempre se ha destacado el axioma que reza que “el talento de los padres se hereda y por consiguiente, se transfiere de una generación a otra”. Además se ha insistido en que “el talento también se puede desarrollar en la medida de las capacidades y potencialidades de cada ser humano”. ¿Pero que sucede cuando ambas posibilidades se combinan?. Definitivamente el resultado es óptimo y resaltante. Tal es el caso de Luis Miguel.

Ni el mismísimo Luisito Rey, sospechaba del talento y potencialidades de su hijo Luis Miguel. Ciertamente, él fue una influencia en la vida artística de su primogénito, pero jamás imaginó que tenía en su propia casa a una súper estrella. De vez en cuando, escuchaba cantar a su hijo, temas de Elvis Presley , Ton Jhon y Cuco Sanchéz, pero era evidente que había una poderosa razón…no quería que su hijo fuera cantante. No obstante, el niño de a penas 10 años, continuaba deleitando a su madre con el dulce timbre de su voz. 

Cuenta la esposa de Jorge González, entrañable amigo de Luisito Rey, que en una oportunidad al visitar la familia Gallegos Basteri; entre copas, Luisito Rey tomó la guitarra para festejar la visita de sus amigos….de pronto escucharon a la distancia una hermosa voz que iba al compás de la melodia. Jorge González preguntó..¿Quién canta? Luisto Rey respondió…mi hijo Luis Miguel. ¿Sabes la mina de oro que tienes en casa?. Era la primera vez que le prestaba atención al talento de su primogénito. Su amigo culmina la conversación diciendo..¿Porqué no le grabas un disco a tu hijo?. Luisito Rey, asintió con la cabeza.

De la conversación con Jorge González, al hecho concreto de la propusta, Luisito Rey, decide llamar al compositor Juan Carlos Calderon y le dice..“tengo un cañon apunto de explotar”. Calderon le pregnta..¿Es un disco tuyo?, Luisito le responde…no es mio, el disco es para mi hijo Luis Miguel. Los preparativos no tardaron siquiera tres meses.

Gracias a la amistad que tenía Luisito Rey con el general Arturo Durazo, influyente militar méxicano, se logra el respaldo de la poderosa cadena de televisón Televisa, la cual no demoró en apoyar el lanzamiento musical de Luis Miguel. Su debut fue en 1979, ante una masiva audiencia.Su primera interpretación fue nada más y nada menos que la “Malagueña”.La intensiva y atípica personalidad del niño Luis Miguel, fue calificada desde un principio como un “fenómeno musical”.  ¿Cómo es posible tan impecable interpretación de la Malagueña?, preguntó Durazo.

El sacrificio de un niño a cambio de fortuna

A partir de los 12 años de edad, Luis Miguel inicia una extensa gira de conciertos por America y Europa, teniendo a su padre como tutor, apoderado y mànager. El primero de los contratos millonarios firmados por Luisito Rey, fue con el sello disquero EMI.El monto jamás fue publicitado, pero se estima que la cifra superaba el millon de dolares.

A tan solo tres meses del lanzamiento de su primer disco “1+1 son 2 Enamorados” alcanza ventas astronómicas obteniendo 2 discos de Platino y 3 discos de Oro en México, 2 discos de Platino en Venezuela, 1 disco de Planito en Argentina y 1 disco de Oro en Chile, Uruguay y España.

Luisito Rey era excesivamente exigente con su hijo. No lo dejaba descansar. Las extensas giras y diversas presentaciones, secuestraron la infancia de un niño con talento superlativo, pero con limitado tiempo para el relax y el esparcimiento. Habian momentos en que Luis Miguel se descompensaba físicamente producto del trabajo diario. Era víctima de una explotación laboral estimulada y propiciada por su propio padre, quien disfrutaba cada vez más de las mieles del éxito que generaba su descubrimiento musical. Las drogas, el alcohol y las aventuras extra matrimoniales, socavaron la relación de la pareja.

En cambio su madre, siempre se mostró sumisa y obediente ante las decisiones unilaterales de su esposo. Lamentablemente su autoridad y legítimo derecho de madre, fue literalmente acordonado por la soberbia personalidad de Luisito Rey. A pesar de su desacuerdo, Luis Miguel continúo su carrea ascendente. Es así como Marcela pierde el control de su hijo y familia.

A finales de 1983, coronando una temporada de éxito jamás experimentado por un niño de su edad, Luis Miguel filma su primera película “Ya Nunca Más”, trama que presagiaría la misteriosa pérdida de su madre. En medio del fénomeno generado por Micky, la familia Gallegos Basteri, comienza a deteriorarse a consecuencia del desamor y violencia doméstica por parte de Luisito Rey.

Sola y a punto de dar a luz por tercera vez, Marcela acude al hospital con a penas seis meses de getaciónDeprimida y desorientada por los conflictos familiares, trae al mundo a Sergio, hermano menor de Luis Miguel.

De regreso a México, Luis Miguel conoce a su recien nacido hermanito y sin pérdida de tiempo, asume un nuevo reto musical. Su padre lo motiva a participar en el preigioso Festival de San Remo, Italia.Después de una impresionante intervención frente a un jurado territorialmente opuesto a los cantantes no nacidos en Italia, Luis Miguel obtene el segundo lugar.con el tema: “Noi Ragazzi Di Oggi”, producido por Toto Cutugno. El primer lugar fue para el Trio italiano Ricchi e Poveri, con el tema “Se M’Innamoro”. Cabe destacar, que en ese histórica edición del Festival de San Remo 1985, participaron los cantantes Zucchero y Eros Ramazzotti.

Al día siguiente, el centimetraje mediático titulaba lo siguiente: Luis Miguel gana Festival de San Remo “con un inmerecido” segundo lugar.

Ese mismo año 1985, gana el primero, de sus hasta ahora siete premios Grammy, con la canción “Me Gustas Tal Como Eres”, producido por Juan Carlos Calderon y Luis Gómez Escolar. El sencillo musical fue interpretado a duo con la cantante británica Sheena Easton. En febrero de ese mismo año, es invitado al Festival de Viña del Mar en Chile, obteniendo la Antorcha de Plata. De esta forma, Luis Miguel lograría en menos de un año, lo que la mayoría de los artistas no logran en toda su trayectoria…ganar Grammy, Festival de San Remo y Antorcha de Plata.  

A pesar de los constantes éxitos y logros materializados por Luis Miguel, su padre continuaba secuestrando la infancia y ahora adolescencia de su hijo mayor, desatendiendo a sus otros hijos y esposa.

A finales de año, llegaría la ruptura definitiva de la pareja. El único deseo de Marcela era regresar a Italia con su hijo Sergio y reencontrarse con su familia después de 25 años de ausencia. Sus familiares y seres queridos se asombraron del mal aspecto que exhibía Marcela. Diezmada fisícamente y presionera de los vicios y la desdicha, dedida iniciar una nueva vida en Italia.

La misteriosa desaparición de Marcela Basteri

Resulta que la fortuna en dinero y propiedades generadas del trabajo de Luis Miguel, estaban a nombre de Marcela Basteri, razón por la cual Luisito Rey la cita a España, en abril de 1986, con el pretesto de firmar unos documentos. Atendiendo el llamado de su aún esposo, Marcela se despide de su tia Adua, prometiéndole regresar a casa en dos días.

Han transcurrido 38 años de la enigmática desaparición de la madre de Luis Miguel. Familiares y allegados a la pareja aseguran que Luisito Rey es el principal sospechoso de dicho enigma. Cuenta la tía Adua que hasta hoy, desconoce el paradero de su sobrina favorita.  Miestras tanto, Luis Miguel continúa anhelando volver a ver a su madre.

Esta historia continuará ……………………………………………..

Próximo episodio: La adolescencia y el cambio de voz

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.