Ecuador acogió en cerca de 40 plazas movilizaciones y presentaciones artísticas a favor de la niñez y contra la violencia hacia la infancia.En la plaza de Santo Domingo, en el centro histórico de Quito, unas 1.500 personas se concentraron para participar en una colorida fiesta, que incluyó presentaciones artísticas, celebraciones y rituales ancestrales, música y bailes.

La “toma simbólica” de la Plaza de Santo Domingo la realizó el Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES) como parte de la campaña contra la violencia denominada “Ni una y ni un guagua (niño en quichua) menos”, que lleva adelante el Gobierno liderado por Lenín Moreno.

La ministra de Inclusión, Berenice Cordero, junto a representantes de otras entidades del Estado, participó en la “toma de la plaza”, acto que busca crear “consciencia y compromiso de toda la sociedad con la garantía de los derechos humanos de la niñez y la adolescencia“.

Durante su intervención, Cordero sostuvo que no se puede vivir en una sociedad en donde la violencia sea una forma de educar.

Para Nila Cárdenas, representante de padres de familia, dijo que este tipo de sensibilizaciones invitan a la sociedad a desterrar cualquier tipo de práctica violenta y a cambiar equivocados patrones culturales que naturalizan la violencia.

El pasado 13 de junio, en vísperas de la inauguración del Mundial de fútbol en Rusia, la ONG Plan Internacional por la niñez lanzó la campaña “sácale tarjeta roja” a la violencia contra las niñas con el fin de sumar esfuerzos para cambiar patrones culturales y generar conciencia sobre los diferentes tipos de violencia./ Globovisión

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.