Delegado de la Federación Médica Venezolana

De entrada con el doctor Franklin Gutiérrez, se puede apreciar desde lo más íntimo de su consultorio, a un profesional predispuesto a compartir sin reservas ni censuras, conocimientos, ideas y criterios bien controversiales sobre la medicina actual. Al abordar su dilatada trayectoria por el ejercicio de la medicina, Gutiérrez se sometió a una agenda cargada de preguntas que bien se ajustaron a su perfil crítico y polémico. 

¿Para quienes no lo conocen; con sus propias palabras ¿Quién es Franklin Gutiérrez?

R–Es un carupanero que nació hace 58 años en esta tierra tan maravillosa. Crecí en Tío Pedro, parroquia Santa Teresa, comunidad de la cual me siento muy orgulloso. Curse estudios en la escuela Manuel María Urbaneja, ubicada en Curacho. El mítico liceo “Simón Rodríguez”, me ofreció la oportunidad de ser bachiller en ciencias. Con apenas 17 años de edad, viajo a Caracas para cursar ingeniería en la Universidad Central de Venezuela. Antes de finalizar el básico, opto cambiar de rumbo académico y geográfico, y decido estudiar medicina en la Universidad de Oriente, núcleo Bolívar. Poco antes de obtener el título de médico de la republica, el hospital Razeti de Barcelona confirmaría el aprendizaje recibido por mis formadores. Desde esa fecha hasta el presente, han transcurrido 25 años de ejercicio digno como galeno del hospital Santos Aníbal Dominicci de Carúpano-

Su trayectoria gremial inició hace 20 años siendo electo presidente de la Seccional Carúpano. Ese mismo año fue electo delegado de la Federación Médica Venezolana, ocupando ambos cargos hasta la actualidad.

¿Qué es para usted la ciudad de Carúpano?

R-Es mi ciudad natal, mi patria chica, añoro estar en ella cuando estoy fuera, bien sea estudiando o trabajando. Cuando estoy lejos de Carúpano, sus costas, su cultura, su gastronomía me llama, hasta que por fin regreso para mi tranquilidad y regocijo-

¿Cuál es la preocupación más importante que presenta Carúpano en materia de salud?

R-El municipio Bermúdez no escapa de nuestra realidad nacional. Carúpano al igual que el resto del país, presenta una situación en salud sumamente grave, y se ha venido incrementando y en los últimos años. La situación es gravísima por darle un calificativo. Las instituciones quedaron pequeñas para el vertiginoso crecimiento de la población. Por consiguiente, el caos y la anarquía se han apoderado de nuestros centros de salud, ya que no cubren con todas las necesidades y requerimientos de la población. Nuestros gobernantes no se preocupan por rediseñar planes futuristas que permitan ofertar mejores servicios en materia de salubridad. Por ejemplo, la infraestructura del hospital de Carúpano ha colapsado ya que atendemos 10 municipios de Paria y otros dos del norte de Monagas-

¿En cuanto a su atención, ¿Qué clasificación tiene el Hospital de Carúpano?

R-Es un hospital tipo tres que merece ser redimensionado para beneficio de Carúpano y Paria.   Antes se hablaba que el hospital Santos Aníbal Dominicci tenía un presupuesto “tipo tres”, pero la atención es “tipo cuatro”. El principal centro de salud de Carúpano se ha anclado en su fundación, lo que significa que la densidad población del presente rebasó las expectativas de sus fundadores. Vale decir que atiende pacientes desde Guiria hasta Araya y parte del norte de Monagas como Caripito-

¿Cómo está la inversión en salud a nivel local, regional y nacional?

R-La inversión en salud en el país es muy poca, eso trae como consecuencia que siempre haya déficit. Usted va al hospital en condición de paciente y va a encontrarse con una realidad bien preocupante. La escasez en algunos medicamentos es evidente, el equipamiento del hospital de Carúpano data de su fundación, hay una obsolescencia en los equipos debido a que no hay suficientes para mejorar los servicios que medianamente se prestan. Actualmente la inversión en salud es muy baja, sin embargo debo decir que es algo discriminatorio que a la salud se le invierta muy poco cuando en defensa el presupuesto es bastante alto. No es razonable que se invierta tanto dinero en defensa militar, si Venezuela no tiene conflictos armados. En conclusión debo decir que la inversión en salud debería incrementarse exponencialmente-

¿Cuál sería su recomendación al respecto si tuviera la oportunidad de manifestar su voz ante las autoridades nacionales en salud?

R-El llamado es para los futuros diputados y diputadas a la asamblea nacional. Ellos y ellas deben aprobar mayor presupuesto para la salud. Es necesario optimizar el sistema de salud en Venezuela a través de la inversión. La salud es un bien constitucional que el Estado debe garantizar como parte de los derechos humanos. Del producto interno bruto (PIB), se debe invertir mayor presupuesto en salud, de lo contrario, la crisis que actualmente atraviesa el hospital de Carúpano será cada vez mayor. No me crean a mí, visiten al hospital y verán que la realidad supera cualquier comentario-

¿Qué otra problemática tiene del hospital Santos Aníbal Dominicci? 

R-Desde hace dos años la maternidad Candelaria García heredó del hospital el servicio de ginecostetrisa. Dicha atención aun sigue en déficit por lo ya antes expuesto. Es necesario que la maternidad reciba mayor atención gubernamental y por ende, mayor presupuesto a fin de que este y otros servicios puedan garantizarse de forma efectiva y eficiente. Ya que hablamos de la maternidad, dicha extensión del hospital Santos Aníbal Dominicci, enfrenta innumerables problemas. Uno de ellos es el hacinamiento de las parturientas que a diario visitan estas instalaciones. Las estadísticas que manejo indican que un promedio de 140 madres en periodo de gestación acuden diariamente a una maternidad con capacidad para 80 parturientas, lo que significa que 60 de ellas se ven en la necesidad de compartir las camillas. Por lo general las madres que ameritan intervención quirúrgica, llámese cesaría, deben comprar absolutamente todo lo básico y necesario durante su reclusión medica. En terapia intensiva la situación es sumamente grave. Muchos de mis colegas aseguran que la estructura de la maternidad Candelaria García presenta filtración, cosa rara ya que es una instalación relativamente nueva. El techo del quirófano y de terapia intensiva tiene el mismo problema. La falta de aseo está atravesando su peor momento. Es primordial optimizar este servicio en función de garantizar salubridad e higiene en el lugar-

¿Qué consideraciones merecen los médicos cubanos y ese contingente de profesionales de la medicina que anualmente egresan de la Misión Sucre o la Unefa?

R-Con respecto a los médicos cubanos, ellos llegaron a Venezuela para cumplir una misión y luego marcharse, pero muchos de ellos aún permanecen en el país ejerciendo la profesión y ni siquiera han convalidado sus títulos. En mi caso, si yo deseo ejercer la medicina en Cuba, México o Norte América, antes debo revalidar o convalidar mis credenciales ya que es una condición establecida a nivel internacional. Siguiendo con tu pregunta, Venezuela es cuna de médicos extraordinarios, son reconocidos mundialmente, de hecho actualmente existe una fuga de cerebros motivado en primer lugar al bajo salario que perciben, además el gremio no cuenta con HCM, entre otros beneficios laborales. En lo que respecta a los médicos que egresan de las misiones educativas, es importante acotar que son considerados médicos porque constitucionalmente así lo establece la ley del ejercicio de la medicina, gracias a la reforma que recientemente se hizo; mas sin embargo, no están aptos para afrontar la medicina diaria de los hospitales-

¿Y los médicos integrales comunitarios?

R-Respetuosamente digo que estos jóvenes que egresan de estas universidades pueden ejercer la medicina en los centros de salud de atención primaria adscritos a ambulatorios rurales donde comúnmente se cumple con la medicina preventiva y no de “choque”. Ellos no tienen la capacidad de formación como la tienen los que egresan de las universidades tradicionales de Venezuela. Dicha medicina integral comunitaria es propia de la medicina preventiva. En mi opinión muy personal, la formación de estos médicos es muy deficitaria, por tal razón, deberían laborar en los primeros niveles que establece la atención en salud. Podrían ser excelentes en la parte de promoción y prevención, pero no deben estar en un hospital como el Santos Aníbal Dominicci, cuya complejidad diaria amerita de un nivel académico superior-

¿El gran número de accidentes en motocicleta se ha convertido en un problema de salud pública y una renta para el Estado? Su opinión

R-Actualmente los accidentes en motos se han convertido en un problema de salud pública. No obstante, el Estado en vez de regular la venta de estos medios de transporte, lo que hacen es facilitar la adquisición de estos vehículos de dos ruedas a compradores mayoritariamente joven. Si las autoridades se detuvieran a observar con detenimiento como las salas hospitalarias están abarrotadas con pacientes originados por accidentes en motos, de seguro restringirían su venta a nivel nacional. Una muestra muy cercana la encontramos en el hospital de Carúpano con la localmente famosa sala “Territorio Bera”, espacio donde abundan los caos de politraumatismo, que al final de su reclusión pasan a engrosar las listas de personas con diversidad funcional. Este problema de salud pública satura al hospital al tiempo que representa un costo adicional para el precario presupuesto del Santos Aníbal Dominicci-

¿Y los partos en adolescentes?

R-Es también un problema de salud pública. En la maternidad Candelaria García se han visto casos de niñas y adolescentes de once, doce y trece años embarazadas, incluso he tenido pacientes con 16 años y tres embarazos en su haber, es sumamente grave lo que está ocurriendo en el estado Sucre. Pareciera que las campañas de prevención de embarazos a temprana edad no estén dando los resultados deseados. Los liceos son hoy por hoy, el caldo cultivo de este flagelo social tan lamentable. A propósito de este tema, hago un paréntesis para recordar a los médicos integrales comunitarios que bien podrían cumplir con la función de educar y prevenir los embarazos en las adolescentes. El costo de un parto o cesaría en un centro de salud público, esta por el orden de los 50 mil bolívares. Por cada niña o adolescente no embarazada, el Estado se ahorraría un dineral-

¿Qué opinión merece el saneamiento ambiental, aguas servidas y servicio del agua potable en Carúpano?

R-Por supuesto que la situación del servicio del agua en Carúpano es sumamente delicado. En pleno siglo XXI, aun existen comunidades que no reciben el vital líquido por tuberías. Tengo conocimiento de sectores donde el agua llega una vez por semana y tan solo durante una hora, al tiempo que otras disfrutan del servicio del agua, de forma esporádica. Si el servicio del agua fuera eficiente en todos los sectores del municipio Bermúdez, existiera menos posibilidad de que estas enfermedades transmitidas por vectores, no brotaran tan rápido. Tal es el caso del dengue, paludismo y todos aquellos vectores de moda; se propagan con facilidad por la falta de agua. El simple hecho de almacenar agua en tu casa para usarla más adelante, hace que los mosquitos pongan sus huevos en el agua, liberando las larvas y la propagación del vector. Incluso en el mismo hospital de Carúpano ha fallado el servicio agua, trayendo como consecuencia que muchos pacientes almacenen el vital liquido en recipientes de todo tipo. Esta situación podría generar una epidemia colectiva en el propio hospital-

Gutiérrez finaliza diciendo que….

-Los gobiernos creen que la salud es juego.  Un pueblo sano es lo mejor que puede ocurrir a un país, una población sana es garantía de esperanza y supervivencia. La inversión en salud es sinónimo de progreso y mayor calidad de vida. A simple vista los políticos no observan los resultados, pero si inviertes en salud, tendrás una sociedad sobresaliente en todos los aspectos. Desde el punto de vista biosicosocial, te encontraras con individuos con alto rendimiento académico y laboral. Por esta y otras razones, exhortó al gobierno nacional optimizar los servicios que ofrece la red de ambulatorios y hospitales del sistema de salud venezolano. Un país potencia es aquel que tiene educación, pero antes que eso, salud. No olviden el argot popular que reza lo siguiente: “Con salud se logra todo lo demás”-

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.