Leonardo Zurita / El reciclaje como atractivo para el turismo

0
70

EL RECICLAJE COMO ATRACTIVO PARA EL TURISMO

Por Leonardo Zurita


El reciclaje, como proceso de recuperación y transformación de materiales para luego convertirlos de nuevo en materia prima, tiene muchas bondades de las que resalta el recolectar y clasificar gran cantidad de materiales que se encuentran dispersos en áreas urbanas y turísticas. Al reciclar contribuimos a preservar los ecosistemas presentes en nuestros entornos urbanos y naturales. Adicional nos une en el fin común de preservar el ambiente.

Como proceso transformador, el reciclaje en sí mismo es una fórmula que termina por cambiar también actitudes, pensamientos y formas de vida. Es un salto cualitativo en la relación entre la especie humana con su entorno, recursos y otros seres vivos con quien cohabita.

Aunque en la formación académica formal poco nos hablan de esta acción emprendedora y preservadora de vida, debemos entonces desde la práctica cotidiana y la formación ciudadana como familia y seres individuales, tener estas costumbres y hacerlas extensivas a otros. La mejor manera de preservar es con el ejemplo.

Aquí la responsabilidad personal es de suma importancia. El compromiso contigo y los demás es factor de motivación. Todos debemos saber y entender lo que podemos hacer para procurarnos un ambiente más afable, una explotación mesurada de los recursos y una forma de vida que realmente preserve la vida de los ecosistemas.

El reciclaje debe ser una acción que transversalice la vida junto a la preservación y el respeto por el ambiente y los demás.

Se podría pensar que es responsabilidad exclusiva de las grandes industrias manufactureras y las generadoras de energías la preservación del ambiente pero no es así. En realidad resalta la forma cómo utilizamos esos productos, materiales y energías. Hay que tener claro cuál es nuestro rol como último eslabón en la cadena de producción y consumo.

Es necesario entender que al preservar y reciclar en nuestra vida cotidiana hacemos un aporte desde nuestra dinámica diaria a la conducta social. Debe ser un ejercicio de vida, una acción cotidiana para que los frutos sean reales y sostenibles.


El reciclaje pasa por ser un proceso productivo que genera conservación y riqueza. Aunque se puede pensar que es una forma de motivar a las personas a realizarlo, resulta que la transa de materiales de desecho genera mucho dinero pues esos materiales en desuso se van a transformar en nuevos materiales para la producción de nuevos productos y toda materia prima tiene un valor.

Visto así, son muchas las esferas de la vida económica que tienen relación con el reciclaje. Los procesos industriales y productivos tienen algo de reciclaje para optimizar los costos de inversión y evitar que productos en obsolescencia se conviertan en desechos e impacten negativamente en el ambiente.

Aquí el turismo aparece como un espacio formidable para proyectos de reciclaje y preservación del ambiente. Más allá incluso de la misma interacción con maravillas naturales y su uso racional para la sostenibilidad de la explotación en el tiempo, reciclar es un aspecto único que puede ser muy atractivo a la hora de atraer visitantes.

¿Entonces si es el reciclaje un valor agregado de la actividad turística porque se quedan en los espacios visitados tanta cantidad de basura y con un impacto tan negativo para el ambiente como para el turismo?

Podemos concluir que la falta de conciencia de propios y visitantes en el uso de los espacios; la poca o la nula formación en cuanto al uso de los desechos; la falta de sensibilización y motivación para conocer y combatir el deterioro que causan los desechos y la ausencia de programas, proyectos y políticas efectivas direccionadas para el sector de ambiente y turismo para favorecer el uso adecuado y sostenible de los espacios.

Para eso se hace necesario generar acciones que aporten desde lo individual y colectivo para generar una transformación real de la conciencia de reciclar y su utilidad y necesidad en el turismo

Lo primero debe ser convertir al reciclaje en un servicio conexo al turismo, una actividad secundaria y un programa que sea visible y atractivo para quienes visitan los diferentes destinos.

Lo otro es generar emprendimientos que fortalezcan el cuido del ambiente y su disfrute con respeto y que además permitan establecer redes entre ellos para tejer un circuito de manejo de los desechos, preservación, mantenimiento y reciclaje con fines turísticos.

Y por último e igual de importante esta sensibilizar, enseñar, motivar y capacitar para que los habitantes de los destinos turísticos entiendan la importancia de la sostenibilidad y preservación del ambiente para sus actividades de vida diaria.

La responsabilidad aunque debe ser colectiva necesariamente requiere de un compromiso individual con el ambiente y la vida.

Más allá del turismo preservemos la vida. Y hagamos de la vida un atractivo para el turismo.

Aprende, crea y emprende.

Leonardo Zurita
Comunicador Social UCV
Facebook, Instagram y Twitter: leozuritave
leozurita.ve@gmail.com


Eluniversal.com

https://www.eluniversal.com/el-universal/99343/el-reciclaje-como-atractivo-para-el-turismo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.