Por: Jesús Brito  –

Un nuevo bono a  ser recibido a través del Carnet de la Patria ha sido anunciado recientemente. En esta oportunidad se trata del Bono de Carnaval por un monto de 18 mil bolívares soberanos. Pero es el caso que el mismo no llega a todos los que poseen el mencionado carnet. Por qué?

Esa es la pregunta que muchísimas personas se hacen, sin encontrar una respuesta que satisfaga su deseo de información, pues el gobierno no ofrece alguna explicación al respecto. Hay personas “sortarias” a quienes le han llegado todos esos bonos, – o la mayoría de ellos – pero una gran mayoría de “desafortunados” no reciben ni siquiera los de menores montos. Al principio se pensaba que se debía al hecho de no comprender o no haber efectuado el escaneo por la aplicación QR, pero el carnet ha sido llevado por mucha gente a las oficinas o a los sitios públicos donde se efectúan los operativos al respecto, se lo han chequeado y nada, nada que les llega un bonito de esos que sirven para “paliar” la situación en un momento dado.

En oportunidades el gobierno nacional ha informado que tal o cual bono llegará a un número determinado de personas, digamos a ocho millones del total de 18 millones y medio de carnets emitidos, por lo que al no resultar beneficiado es lógico pensar que se encuentra la persona dentro de los diez millones y medio que ya se sabía no lo iban a recibir. Pero hay personas que NUNCA han recibido un bono de esos, por lo que resulta natural que se sienta discriminado y se pregunte cuál es el criterio empleado para elegir a los beneficiarios, puesto que una fórmula apropiada sería que se diese el siguiente bono a aquellas personas que no recibieron el anterior.

Por supuesto que lo lógico sería que el ciudadano no tenga la necesidad de requerir de estas “ayuditas” para compensar en algo la precaria situación económica general y los embates de la hiperinflación pero ya que el gobierno efectuó una dilatada campaña mediática instando a la ciudadanía a sacar el Carnet de la Patria a fin de poder beneficiarse de, entre otras cosas, de los bonos, debería entonces procurar que los mismos lleguen equitativamente a manos de los ciudadanos, pues al fin de cuentas todos tienen los mismos derechos, o por lo menos así debería ser.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.